Vamos al campo

Vamos al campo,
dejemos atrás penas
que no son buenas.

Allí, sin prisa,
busquemos amapolas
y margaritas.

Hagamos ramos.
Conjuntos, en el alma,
de gran belleza.

Quiero enseñarte
el vuelo de las garzas
y las gaviotas.

Andarán cerca
de reses y ganados
que estén pastando.

Porque a su lado
encuentran alimentos
para vivir.

Cuando la tarde
se apague en el ocaso
nos volveremos.

Regresaremos
a casa, renovados,
con mil recuerdos.

Y allí seremos
felices los dos juntos
en un abrazo…

Rafael Sánchez Ortega ©
02/06/22

3 Me gusta