Introspección

Mientras mira a lo lejos
en el hogar impuesto,
ahora, que los hijos se han ido,
la anciana balbucea:
“Ya no se escriben cartas
como antes y la distancia
se hace más grande,
en los viejos nocheros.
Estar ausente, es otra forma
de parir los hijos”.

(Estas palabras las escuché hace poco, mientras visitaba un hogar de ancianos y no quiero olvidarlas).

12 Me gusta

Es muy bonito leerte compañera.
Un abrazo

Para no perderlo
Un cálido saludo

Sin palabras, Lucía. Me remueve mucho.
No, no las olvidemos. Gracias por compartirlas.

Muy profundo y hermoso poema. Saludos poéticos.

Muy bonito Lucia
Besos . :kissing_heart: :kissing_heart: :rose:

Muy bueno, Lucía. Toca muy adentro. Un abrazo.