Guerra

Me cuesta encontrar armonía
en una historia tan insalubre como esta
A veces, me asfixian tus manos
Y finjo esconderme tras la libreta
Pero soy poeta, mi mente nunca está tranquila

La tercera guerra inició esa noche
La noche en la que sus ojos,
me prendieron a fuego.

Desconozco si tendré que hacer treguas
O firmar tratados de paz
No importa,
sé de bombas que caen
Y te dejan con vida.

Gabriela Infante ( @lasvidasdegabriela )

6 Me gusta

Hermoso poema, compañera!Un saludo.:rose:

Muy bellos versos con un final maravilloso, poeta!!! :kissing_heart::kissing_heart::kissing_heart:

Debo expresar que me tomo un poco de tiempo abordar la lectura de este poema, por los prejuicios que uno arma dentro del claustro mental y presume, de antemano que no va a encontrar belleza ni paz en un poema titulado " Guerra". Pero sucedió en este caso que el vocablo adquiere la propiedad de hipérbole, para sobredimensionar la cotidianidad de sentimientos íntimos, de modo que la lectura resultó muy grata. Sin apologías de la infamia, sino más bien cierto frescor humorístico «la tercera guerra empieza esta noche/ en la que sus ojos me prendieron fuego» —Aplausos.