Vestigios

La mañana nubosa
ha alborado un desierto,
cubierto de cenizas
aún tibias del ayer.
Con las puertas cerradas
de tu espalda y tu blusa,
te has ido como siempre
para nunca volver.

Me he quedado atascado
despertando de un sueño.
Sujetado al derroche
de una noche en tu mar.
Hallando los vestigios
que ha dejado tu hoguera.
Explorando el vacío
que dejaste al marchar

Ha quedado una estela
como un astro fugado.
Media cama desnuda
y un sobre sin abrir.
Cuarta copa servida
a la luz de los besos,
y un corazón borracho
cansado de latir.

Desde la última noche
he empezado a quererte,
escribiendo canciones
que no sé terminar.
Por si acaso te acuerdas
no cambiaré las llaves.
Ya sabes el camino
si quieres regresar.

5 Me gusta