Turista

Y yo,
que con tanta fe miraba la aurora
hoy,
con cuánta tristeza veo el ocaso.

Al final
estamos varados en la misma playa
entre crepúsculos.

Solo venimos a tomar un poco el sol,
broncear pensamientos nudistas
-con algunas quemaduras de primer grado-
y a girar la cabeza
de uno a otro horizonte
para verle el suculento trasero a la vida,
mientras pasa.

10 Me gusta

Precioso, Jesús
:hugs: :feather:

1 me gusta

Un placer tu compañía en las letras querida @Magdalena!

Saludos!

1 me gusta

Cuántas veces me he sentado en la arena mirando al horizonte y me han golpeado pensamientos parecidos.
Qué bonito poema, Jesús.
Sigamos tomando el sol… :sunrise:

1 me gusta

que final, sabroso como la vida misma

1 me gusta

Turista en tierra de nadie
con el sol entre las manos
arenas en los pies
tengo el horizonte como testigo

La tierra me quiere
y el cielo me ampara.

2 Me gusta

Así es mi Walla.
Como se contonea la felicidad, como se redondean esos cuerpos labrados en los gimnasios de la vanidad e hipocresía. Cuántos complejos de inferioridad y superioridad pasan mostrando sus orgullos y vergüenzas.
Nosotros los desprejuiciados poetas, somos expectantes y espectadores, actores cuando de repente escuchamos el “Mamá/papá ya quiero comer!” O el “no va querer trencitas rasta doña!”
El sol y la luna con sus relucientes, redondas nalgas cautivando!
Hay niños y jóvenes jugando la pelota, otros corren o deambulan, otros que nadan y algunos que no nadan nada. Y el amor de salvavidas aunque cuando algunos los desobedecen son atrapados por las corrientes y tragados por el mal, mar, que diga.
Nosotros los poetas vemos todo y en nuestra atalaya de poesía también queremos ayudar. Pero también preferimos disfrutar con ese paso de la vida, por la vida. Aunque a veces pies inconscientes nos echen tierra en los ojos, aunque a punta de ver el sol de frente nos cieguen algunos destellos, aunque por sentir la caricia de la luz, nos pasemos de tueste.

Y podemos seguir en este relato.

Pero más conviene, hoy que es festivo acá en México, ir a la playita a recoger más impresiones, como a perseguir rastro de caracoles, escoger conchitas de mar, buscar piedras rodantes que forjan las olas, oír el ruido de la ola sobre la arena….y le sigo.

Conviene más despedirse y agradecer!

Un abrazo con admiración y respeto mi Walla!

2 Me gusta

Sabrosisima que es la vida querida @lidiannymartin, que con gusto me vuelvo a venir a requemar, a qué me revuelquen las olas, a quemar mis pies en la tierra caliente!!!
Abrazo!

1 me gusta

Bellísimo! …Y el mar y la brisa la acarician…

Saluditos!

1 me gusta

“La vida pasa y en su pasar va dejando huellas…”, «detenerse a mirar las cosas detenidas, es ausentarse un poco de la vida »
Playa, playa…
Aplausos Duque.

1 me gusta

Gracias mi amigo Domingo!

Abrazo colega!

Todo un poema, querido Jesús.
Yo te deseo una playa como esta mía (que no digo dónde está para que no se llene de gente :sweat_smile:), solitaria, donde todavía se pueden encontrar versos semienterrados en la arena, musas nadando en un mar tranquilo y horizontes al alcance de la mano.
Feliz finde, amigo :sunrise:

2 Me gusta

Nosotros disfrutando de tus versos y tú de tu playa.

Pasa un día estupendo. :blush:

1 me gusta

Gracias mi Walla!
Movidito este fin de semana con ciclón, yo acampando en zona Virgen de playa donde no hay cobertura y una ola por marea alta arrastrándonos por la madrugada con todo y tienda de campaña!!
Sentir la fuerza y furia de los elementos me remitió a los orígenes del ser humano. Que adrenalina, que emoción!
Hasta aquí mi reporte!
Buena noche.

1 me gusta

Muchas gracias querida @ARTEMISA.POEMAS !
Para disfrutar la playa hay que temer y respetar el mar. Hay que ver su furia!

Jajaja amigo Duque
Así es, somos turistas morbosos, día a día en la vida.
Muy bueno.

1 me gusta

Je je je mi Yorch,

hay que invertir y divertir el pensamiento en tanto pasemos por esta playa.

Abrazos!

¡¡Precioso!!, y muy bien pensado además —me gustan sus instintivos y naturales contrarios—.

Saludos, poeta.