—Tenerte en lo íntimo—

Tenerte en lo íntimo
con las miradas amándose
y las palabras ausentes
en el silencio que lo dice todo.
Tenerte en lo íntimo
con los corazones desnudos
y la inocencia ciega
de un amor que florece.
Tenerte en lo íntimo
—despacio y sin apuro—
en la luz perpetua
contra el asedio infiel.
Tenerte en lo íntimo
aunque no te pueda ver.

4 Me gusta