Soneto.- el sufrimiento compartido

Hoy día el sufrimiento compartido
servir puede al creyente de consuelo,
si a cambio le prometen ir al cielo
lo sufrido aviará por lo servido.

Quien sabe si al vivir desprevenido
bajo los pies no se le mueva el suelo,
que si alguien va y le ofrece un caramelo
la mar se sentirá de agradecido.

Pienso yo que al actuar en consecuencia
cada cual medirá su beneficio
mientras de sus apaños se abastece,

tanto que sin ninguna referencia
del más allá perder incluso el juicio
de sentido a propósito carece.

4 Me gusta