Me dueles sin lágrimas

Dos luceros me arden allá…
en el fondo de las pupilas
como un par de ganas de llorar
te recuerdo adrede
para espantar lo seco
pero lo húmedo de mí nunca vuelve.

Las ausencias ahora me duelen solas
secas
grises
sin lágrimas
es… como si se me hubiese olvidado el acto de llorar.

Me dueles como un dolor inubicado
como el peso de un silencio solo
como un Domingo de Resurrección
en el sopor de la tarde
como lo amarillo
muriendo en el follaje de septiembre.-

Chane García.
@ ChaneGarcia

5 Me gusta

Gran poema, Chane! Muy hermoso. Duele también al leerlo…
Esas ausencias se hacen palpables.
Abrazo fuerte, amigo!:heart_eyes::hugs::rose:

1 me gusta

Qué bonito, compañero.
Me gusta mucho ese “dolor desubicado”.
Feliz 2022 :clinking_glasses::four_leaf_clover:

1 me gusta