Después de después

¿Cuántas noches hace que no te duermo?
Y el reloj sigue atrasándose
esperando que llegues
no queriendo ser nocturnidad completa
sin tu cuerpo junto al mío.
¿Cuántas noches hace que no me sonríes
después de amarme?
Y el carillón de la iglesia se calla
porque tú no le escuchas.
Riegan la calle de hojas con tu nombre.
La noche es silencio sin tu risa en mi oído.
Ya no sé cuánto hace que no te duermo
pero sigo haciéndote un sitio en la cama
para después de después…dormirte sonriendo.

6 Me gusta