Desde la noche anterior

Llegaba ese zumbido de la mañana
interrogando el viento,
los brazos sembrados y nadie más
detrás del arcoíris trasparente
La llovizna apenas amaneciendo;
cansado de la marea
esperar era el malestar,
como en aquellas letras pensadas
imaginas entre la palabras sin escuchar
Fueron momentos frágiles
cuerpos de cristal
en la atmósfera azul y su contorno a gotas
hasta la hora exacta del después
y el olvido que lo cambia todo
Así fue como amaneció
sin la noche anterior
y menos los sueños soñados.

8 Me gusta

De principio a fin muy lindo.
Ha sido muy grato leerte.
Espero que te encuetres bien.

Saludos.

Bonito poema
Un abrazo Héctor

Hermoso! :rose:
Saludos, Héctor!

Ivka, muy agradecido con tu lectura. Igualmente deseo te encuentres bien, saludos.

1 me gusta

Magdalena, muchas gracias por tu lectura. Un gran saludo.

1 me gusta

María, te agradezco tu comentario. Un gran saludo.

Todo un mundo descubres en tus atemporales versos desde esa noche anterior, muy bellos, poeta!!!:clap::clap:

Bello y melancólico.

Me gustó pasar.

Un saludo.

:kissing_heart:

Nos guiaste hacia donde el verso se iba a clavar con fuerza:

Y luego nos despojamos del despojo…

Una conexión maestra. La celebro, Hector. :smiling_face_with_three_hearts:
Gracias por tu plenitud.

Ana María, te agradezco tu hermoso comentario. Un saludo.

1 me gusta

Hola, muchas gracias por tu lectura. Un gran saludo.

Jessica, qué buen ritmo le supiste dar al poema, muchas gracias por tu lectura. Un gran saludo.

1 me gusta