Cuando nos vamos

Tanto que adornamos la piel,

tanto que maquillamos el rostro

o que vestimos la desnudez.

Y cuando nos vamos

lo único que queda de nosotros

son los huesos que nunca se vieron,

que estuvieron escondidos

toda la vida bajo piel y grasa.

Al final el hueso toma revancha

y es el que habla de nosotros,

el que queda para siempre

como testigo de lo que fuimos.

13 Me gusta

O quizá tamoco el hueso quede.

Porque el hueso se torna polvo,

y al polvo se lo lleva el viento…

y por fin se ve lo que siempre fuimos,

puro Amor…

Vano intento el ocultar tanto

el Amor que siempre estuvo.

2 Me gusta

Ahí va un final feliz alternativo.

:wink:

Me gustó pasar.

:kissing_heart::kissing_heart::kissing_heart::kissing_heart:

1 me gusta

un gusto que pasaras

1 me gusta

Ahh bellos y certeros versos, poeta!!!:clap::clap:

1 me gusta

Sabes? Hace unos meses me hicieron una radiografía de los pulmones y pude verme por dentro… qué maravilla. El cuerpo humano es precioso bajo la piel, compañera. Y el corazón es enorme, ahí acurrucado entre costillas y pulmones.
Tu poema me ha recordado la belleza que llevamos dentro. Besitos :heart: :heart:

1 me gusta

Y no solo eso querida @Tali , también es perfecto, una máquina de vida incomparable que la muchos dan por sentado y no cuidan. Le exigimos hasta el máximo y hasta tenemos la desfachatez de enojarnos si no funciona cuando, la mayoría de las veces, somos nosotros mismos los que lo ponemos en situaciones de exigencia.

1 me gusta

Si, muy cierto, solo quedan los huesos y los versos que hablan por nosotros. Encantada de leerte. Abrazos cariñosos. :hugs:

1 me gusta