Cuando el infinito juega a esconderse

La tarde,
lanza abierta
que atraviesa el aire.

La luz cose
encajes claroscuros
a la sombra.

En el reloj
los minutos se persiguen
indolentes.

Afuera
sigue la rueda
dentada de la vida.

Brotan
en un rincón del cuarto
dos negras mariposas.

Suenan
(cadencias estridentes)
las campanas.

Es la hora
del Ángelus diario,
me dicen en voz alta.

Sin rezos
mis versos perforan
el alma de la casa.

En el patio
llueven despacio
mis camelias.

No saben
de días, ni de horas,
solo llueven.

En un ángulo
se diluyen los instantes,
jamás vuelven.

El polvo viejo
se acumula en la mirada
imperturbable.

Los mismos ojos
detrás de la ventana,
las mismas dudas.

Entre mis manos
un pájaro de papel
que ya no canta.

Trémulos
danzan los pensamientos
en su halo amarillo…

…y el infinito
juega a esconderse
en el gris de los visillos.

(Se abre el telón espeso de la noche).

Cae

barro

del cielo.

(Ebria,

la lluvia seca…carga desasosiegos en su alforja)

Marzo 2022

Mi foto: Camelia de mi patio.

40 Me gusta

¡¡¡Diooossss!!! ¡¡Qué poemazo tan arrecho!!

¡¡Bello bello!!

Me gustó burda…

«Brotan
en un rincón del cuarto
dos negras mariposas».

Me hiciste acordar de mi papá: él, supersticioso al fin, no le gustaba ver cucarachas volando como locas —él decía que, cucarachas volando es terremoto— ni tampoco ver mariposas —polillas grandes más bien— dentro de la casa… sobre todo polillas negras porque según él, eso era muerte… Si la mariposa es de colores claros y vivaces, trae a la casa, cosas buenas. ¡Ideas de Blas, pero que… de alguna manera irremediable yo he heredado! Porque crecí escuchándole decir esas historias; pero bueee… ¡No me hagas caso!

¡¡Bello tu poema!!

1 me gusta

Me encanta, un saludo

1 me gusta

Qué bella Camelia.
Una foto muy bella y un lindo muy lindo poema.
Un gusto enorme leerla.

Que tenga bonito día.

Un abrazo con mucho cariño.

1 me gusta

Bello poema y bella camelia. Feliz año María.

1 me gusta

Preciosísimo poema, María.
Esos versos que cito me han calado especialmente.
Y anda que no es bonita ni na’ esa camelia de tu patio :wink::heart_eyes:

1 me gusta

Qué maravilla de poema …. :grinning:
La primera estrofa atrapa la mirada:

Y cada estrofa contiene imágenes muy bellas.

La última estrofa también es para quedarse en ella:

El poema llueve lluvia seca y ebria… y aparece una camelia.
Un abrazo :hugs: :hugs: :hugs:

1 me gusta

“Cae barro del cielo”… qué maravilla, María, por favor! :hugs: :hugs: :hugs: :kissing_heart: :heart: :heart:

1 me gusta

Ah, esos poemas al infinito, tienden a gustarme demasiado :slight_smile:

Gran poema amiga.

Siempre es tan grato leerte.

Feliz 2023 querida poetisa.

1 me gusta

Me llevaron lejos tus fotogramas de palabras (y sigo ahí) … :rocket: :comet: :ringer_planet:

1 me gusta

Uff toda una sucesión de imágenes recogiendo el sentir de la vida con todas sus emociones a flor de piel, infinito que nos descubre a pesar de esconderse, amiga!!!:kissing_heart::kissing_heart::clap::clap:

1 me gusta

Siempre leo tus comentarios hasta el final, ya lo sabes, amigo!:grinning::grinning:
Gracias por este!
Un abrazo enorme, Chane y felices fiestas!:clinking_glasses:
:hugs::kissing_heart:

1 me gusta

Muchas gracias, Josele! Feliz Año! :heart_eyes::heart_eyes:

Otro abrazo grande para ti! Muchas gracias, querida Ivka. :hugs::kissing_heart:

1 me gusta

Excelente. Brotan/ en un rincón del cuarto / dos negras mariposas. que maravilla.

dos negras mariposas

1 me gusta

Estupendo María!!! Me ha gustado mucho el poema, tanto formalmente, con esas estrofas de tres versos cortos e intensos, como en el contenido… Esa zozobra en la casa mientras afuera llueva, propia de estas fechas en las que pasamos mucho tiempo en ella, y a veces la mente vuela y el corazón se encoge… ¡O al menos eso es lo que me ha evocado a mi! En todo caso muy bueno, enhorabuena por tan bello escrito.

1 me gusta

Hermoso poema María, inundado de bellas imágenes, siempre es un placer leer tus versos. Un abrazo afectuoso :hugs::hibiscus:

1 me gusta

No se si es el infinito el que se esconde, o somos nosotros los que nos escondemos ante lo infinito. Cuando leo tu poema, es como desplazarme a esa España profunda que tan bien nos describe Lorca en la casa de Bernarda Alba.
Me encanta esa camelia de tu patio que da luz a los claroscuros de tus versos.
Muy profundo este poema María.
:hugs::hugs::clap::clap:

1 me gusta

Muchas gracias, Melchor! Feliz Año! :hugs::clinking_glasses:

1 me gusta

Gracias, amiga! La camelia la perdí…:roll_eyes::woozy_face: Mucho calor en verano!
Besitos de estreno del año! :kissing_heart::kissing_heart::hugs:

1 me gusta