Condena

Desde aquí,
desde estas rejas
que son tus brazos,
desde esta prisión
que me traen tus ojos,
me proclamo
preso de tus lazos.
Y no pediré clemencia
que me otorgue libertad
sin tu boca y sus cerrojos.
Condéname a cientos de años encerrado entre tus manos.
Castígame al roce de tu cuerpo,
senténciame a estar
de tu aliento siempre cercano.
Libérame de no cumplir
tus palabras como mis
mandamientos.
Mata mis ganas,
ata mi alma,
juzga mis besos,
soy tu reo,
a ti me entrego.
Eres mi ley,
el libro en el que creo.
Todo sin ti es nada.

IMG_20210705_130831_617

4 Me gusta

Es súper bonito, Joan.
A veces la libertad se da en un lazo que nos une a alguien. Y entonces es perfecta.

Bravo, amigo.

1 me gusta

“Todo sin ti es nada” - me declaro, con aquella gloria de mi pulso cuando la veo.
¡Me transportó!
Un gran saludo.

1 me gusta

Lazos sin distancia
que no atan si no unen.
Gracias bonita, tus apreciaciones son siempre muy benévolas conmigo.
Un besito :pray:

1 me gusta

Wow! Si te transportó Carlo, ya valió la pena escribirlo.
Mil gracias. :pray:

1 me gusta