Cantan los ríos

Cantan los ríos
al paso por la aldea,
ante sus piedras.

Los viejos cantos,
algunos centenarios,
están callados.

Y con sus piedras
se alzaron las viviendas
y las cabañas.

Mi bella aldea,
la casa en que mis ojos
vieron la luz.

Ante su puerta
la huerta pequeñita
y aquel jardín.

Detrás, el bosque,
de encinas y de hayedos
con algún roble.

Lugar inmenso
que guardo en la memoria
como recuerdo.

Venís conmigo,
jornadas de la infancia
que tanto añoro.

Y es poesía
el tiempo que he parado
de ese pasado.

Pues con su tiempo
los versos nacen solos
un día más.

Rafael Sánchez Ortega ©
24/11/23

3 Me gusta