Callen las armas

Callen las armas,
pedimos estos días.
¡Es Navidad!

Y si se callan
cambiemos la metralla
por las sonrisas.

Y que perdure,
la calma y el silencio
tras de las fiestas.

Sé que es un sueño,
lograr esta utopía,
pero no importa.

Sueñan los niños
con cosas imposibles
en estos días.

Sueñan los hombres
con risas infantiles,
no tan lejanas.

Y hasta los Reyes
acuden con regalos
allá en Belén.

Por eso pido
que callen las envidias
y los rencores.

Que al enemigo
se vea como amigo
y como hermano.

¡Que haya Paz,!
lo añoran y desean
todos los hombres.

Rafael Sánchez Ortega ©
31/12/22

1 me gusta

Me sumo a tus deseos plasmados en este hermoso poema.

Feliz año. :slightly_smiling_face:

Un abrazo.

1 me gusta

Gracias aurorabcauro
Feliz año 2023.
Un abrazo.

1 me gusta