Amarte ya quisiera

Amarte yo a menudo ya quisiera
por más que de soñarlo igual no dejo,
será porque me estoy haciendo viejo
y ni el sueño me place tan siquiera.

Quién sabe si exprimiendo mi sesera
diría que dejándome el pellejo
me quedo, y a propósito perplejo
al comprobar que nadie ya me quiera.

Fácil que con los años el instinto
con el deseo tan sutil se apaga
que ante ningún estímulo responde.

Quién sabe si sintiéndose distinto
aqueste cuerpo naufragar naufraga
que de su propia sombra igual se esconde.

2 Me gusta