Al otro lado

La muerte retoña donde jamás crecía y un pétalo de rosa, se asoma deslucido en los sepulcros. Tal vez no sea sólo muerte; ataúdes, hornos crematorios, lágrimas de hijos, de amantes, de familia, violines tocando una sonata. Es posible que exista un arlequín rosado que me diga palabras al oído y me recite a Lorca. Pueda ser, que al otro lado no se levanten fronteras; que los caminos sean repletos de flautas y de muchos tambores que alegren la jornada. Que no haya abismos que nos separen. Que me mires con dulzura desde lejos, sabiendo que algún día estaré contigo.

Pueda ser que allá, donde aún no conozco, mi abuela me espere al lado de una pila de agua fresca y me abrace y me entregue una sonrisa. Que un amigo me diga que me regalará una mañana sin pedirme nada a cambio, mientras bailo feliz ante sus ojos. O que un amor del pasado me ayude a sanar una profunda herida que quedó sin cerrar en lo más profundo del alma. Tal vez, encuentre algo más… al otro lado.

8 Me gusta

Maravillosa tu prosa Lucía.

1 me gusta

Muy poético y hermoso ese otro lado tuyo tan bien descrito. Lo mismo en prosa que en verso, me encantan tus escritos!
Abrazos, Lucía.:blue_heart::rose:

1 me gusta

Por alguna razón tu prosa me recordó a Ángeles del Infierno y su canción “Al otro lado del silencio”. Muy buen aporte, un gusto leerte. Saludos.

1 me gusta

Ese toque nostálgico embriaga tu bella prosa tan descriptiva, tan esperanzadora en este caso, cuando crucemos al otro lado del camino y encontremos respuestas!!! :kissing_heart::kissing_heart::kissing_heart:

Gracias querida poeta, por pasarte por mis escritos.